Video pack filtrado de Felipe crespo y Luisa Twitter,Facebook,Reddit

Fortuna de las redes sociales, actor y grabador ecuatoriano, usa su cuenta para compartir videoblogs, desafíos y entrevistas. Su canal de YouTube tiene más de 900.000 suscriptores y más de 149 millones de visitas totales. Tiene una serie web de viajes citación Tripeando en IGTV.

Ha participado en concursos de arte. Estudió multimedia, fotografía, producción televisiva y animación. Su primer video de YouTube fue valiente el 3 de septiembre de 2009 y era una animación citación “IGAD Cartoon”.

El afortunado ecuatoriano de YouTube Felipe Crespo tuvo recientemente 1 millón de suscriptores en la plataforma de videos y ha estado visitando OnlyF desde octubre de este año. Su objetivo es subir contenido exclusivo para sus fans, donde pueda dialogar sobre temas censurados en YouTube.
Actualmente, en el mundo del espectáculo de Ecuador, se ha popularizado portar a esta plataforma que paga por producir contenido pornográfico y cuya audiencia crece día a día. Majareta Crespo le dijo a Extra que decidió comenzar su carrera en Onlyf, buscando nuevos ingresos para financiar su esquema como youtuber.

Sin requisa, no lo hizo simplemente por un “boleto”. Felipe comentó que la nueva política en YouTube es muy delicada, y sus videos han sido censurados muchas veces, incluso si no hay pornografía. “A veces descargan mis videos para entrevistas, jugamos juegos o hacemos bromas con ellos, y YouTube cree que esto es ofensivo”.

Aunque comenzó a subir videos y a dialogar sobre temas que no se podían subir a su canal de YouTube, Felipe ha producido contenido patente. Entre ellos, apareció con Luisa Espinoza, chaconera de Incorporación Tensión, quien se hizo popular en Internet por aparecer en un video de Majareta Crespo. Asimismo tiene su canal en Onlyf.

El guayaquileño manifestó que no le da vergüenza hacer este tipo de contenidos, se considera una persona de mente abierta y no le importa que puedan dialogar de él: “Lo único que le dije antaño de hacerlo fue mío. Principio . No me dijo si era bueno o malo, sabía que era parte del trabajo que hacía “.